Sanación a distancia

¿Funcionan las sanaciones a distancia?


Es una duda que tenéis much@s de vosotr@s.


No es la primera vez que alguien duda de la efectividad de las sesiones a distancia. Nuestra mente nos hace creer que todo lo que sea a distancia no es efectivo, pero, ¿Y por qué no iba a serlo?


Que no puedas verlo no significa que no esté. Así como el aire que respiramos, no podemos verlo pero sabemos que está ahí, pasa lo mismo con la energía.


En las sesiones a distancia se necesita el nombre y dirección postal de la persona a tratar para poder enfocarnos en la energía de la persona en cuestión.

La energía viaja, sin límites, allá donde quieras mandarla. Lo único que tiene límites es nuestra mente.

Podría realizar una sanación a distancia simplemente con la intención. De hecho, la técnica que aprendí era desde la mente, con visualización.


En mi caso, he adaptado la sanación a distancia utilizando un testigo. En el vídeo que te adjunto puedes ver como utilizo un peluche como paciente. Lo que hago, en este caso, es insuflar la energía de la persona interesada en recibir sanación, sobre el muñeco, y trabajo directamente sobre él como si de la persona se tratase.


También lo hago online, es decir, con la otra persona conectada al mismo tiempo.


Te diré que la terapia funciona igual. Al final es energía sin límites y dirigida con una clara intención, y como siempre digo, en chamanismo, la intención es lo que cuenta.




13 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo